Tres poemas

Dios era la espera
era el tedio y el dinero que se carga en cuentas y no vemos
porque es números titilantes
en la pantalla azul.
Era las letras que empiezan a decir,
era el remolino atroz de hojas cuando murmura, hace chispas.
Era la mirada sobre la cosa
y era la forma en que la cosa va armándose sola.

Tercera sección de mi poema “Dios” que, junto a “La casa” y “Nodiós”, apareció en el quinto número de la revista online Insilio. Se puede acceder al texto completo haciendo clic en la cita.