“Adventure time”: sobre “Aventurero”, de varios autores

Reseña a la tercer entrega de Cuadernos de ficción, de nombre Aventurero (Montevideo: Estuario, 2014) que apareció en la diaria el 16 de enero de 2015.


Extraterrestres, piratas, cazadores de diamantes, científicos poco escrupulosos, astronautas, bandidos. Han protagonizado centenas de cuentos, novelas y películas de aventura y todos están en este libro. Aventurero es el tercero de los Cuadernos de Ficción, colección que la editorial Estuario comenzó en 2012 con Sobrenatural, bajo la idea y dirección de Rodolfo Santullo y que tiene como premisa presentar una colección de narraciones en torno a un mismo eje temático (el segundo número de la colección fue Fóbal, de 2013). En este caso, como en los anteriores, se suman, a los once cuentos de once autores diferentes, once ilustraciones de once artistas. La lista es variopinta: va desde el propio Santullo (nacido en México) a la española Carmen Moreno, de ilustradores uruguayos como el multifacético Sebastián Santana, la increíble Maco o el talentoso Matías Soto López al historietista argentino Max Aguirre, de los cuentistas uruguayos Sebastián Pedrozo y Pablo Leguísamo al ilustrador argentino Jorge Vildoza. Aunque las ilustraciones son siempre adecuadas y a veces de gran belleza, los temas narrados variados y los resultados en general aceptables; como obra de conjunto, el libro es desparejo. Hay cuentos que se acercan a la perfección junto a otros con fallas elementales de estilo y descuidos inadmisibles en el argumento (en un caso extremo un personaje que muere reaparece después en la historia sin explicación).

Sigue leyendo ““Adventure time”: sobre “Aventurero”, de varios autores”

El que ve en la sombra: sobre “Las sombras errantes”, de Pascal Quignard

Reseña de Las sombras errantes, de Pascal Quignard (Buenos Aires: El Cuenco de Plata, 2014), que salió el 07 de enero de 2015 en la diaria.


Pascal Quignard es uno de los mayores escritores vivos, tal vez el más grande entre los que escriben en francés. En 2002 empezó, con Les Ombres errantes, una serie de libros llamada Dernier royaume (Último reino); el octavo de sus libros, Vida secreta (que fue el primero en publicar, aun antes de idear el proyecto, en 1998), se tradujo al español recién en 2004, transformándose, hasta ahora y junto con La barca silenciosa y Los desarzonados (ambos editados por El Cuenco de Plata), en los únicos volúmenes en ser traducidos a nuestra lengua de esta serie que en 2014 alcanzó los nueve títulos con la edición de Mourir de Penser. En 2002, la aparición de Las sombras errantes, junto con el segundo y el tercer volumen de la serie, suscitó una pequeña polémica tras ganar el Premio Goncourt, máximo galardón de las letras francesas, por su propia indefinición. Las sombras errantes, que se publicó el pasado año por primera vez en español, en una cuidadosa traducción de Silvio Mattoni, no es una novela, ni un volumen de cuentos, ni de poemas en prosa, ni un libro de memorias, ni un diario, ni un ensayo o un conjunto de aforismos. Es todo eso y, a la vez, nada de eso. “La fragmentación es el alma del arte”, sostiene Quignard, y si algo es este libro, es un libro de fragmentos. No es, sin embargo, un caótico collage: es una unidad formada de fragmentos que se sostienen recíprocamente, que se refuerzan, se completan. El origen de los fragmentos, de prosa límpida y asombrosa, es variado: historias de reyes, de músicos, de pintores, leyendas clásicas, mitos inuit, creencias hindúes, costumbres japonesas. Todo el universo ficcional de Quignard (especialista en música barroca, estudioso de etimología y filología, de filosofía y literatura) confluye en esta obra, en este gran proyecto.

Sigue leyendo “El que ve en la sombra: sobre “Las sombras errantes”, de Pascal Quignard”

El fin sin fin: sobre “Ficción para un imperio”, de Ramiro Sanchiz

Reseña de Ficción para un imperio, de Ramiro Sanchiz (Buenos Aires: Milena Caserola, 2014) que salió el 29 de diciembre de 2014 en la diaria.


Sanchiz es un buen caníbal. Como explicara Oswald de Andrade en su magnífico manifiesto de 1928, la antropofagia (en su sentido cultural) consiste en “alimentarse” de los bienes de la metrópolis (Europa, Estados Unidos) y sintetizarlos desde nuestra cultura (latinoamericana, marginal). No replicar, sino transformar. Sanchiz selecciona su comida cuidadosamente, pero sin distinción de si esta pertenece a la “alta” o “baja” cultura. Esa distinción no es un tema para él, que utiliza (y cita) fuentes tan diversas como los juegos de video, el escocés Alasdair Grey, historietas, películas de ciencia ficción, Levrero, Ballard, Lovecraft, jueguetes viejos, glam rock, Dylan, Proust. Sanchiz tiene, más allá de su saludable antropofagia, una costumbre autófaga que dificulta la lectura de algunas de sus novelas o libros de cuentos, que se basan en versiones de otros, que reinventan temas viejos, que tratan desde otro punto argumentos de otras novelas y cuyo grado de dependencia es muy grande. Otro costado (tal vez más saludable) de autofagia es la aparición constante de personajes, de “autores” (Emilio Scarone), de mundos que se expanden texto a texto. Haciendo caso omiso a todo esto, intenté leer  Ficción para un imperio por fuera  del “proyecto Stahl” (nombre que le ha dado Sanchiz a su plan autoral en honor a su invariable protagonista, Federico Stahl), en el que aparece como último punto en una línea que comienza en Alguno de los otros, de 2010.

Sigue leyendo “El fin sin fin: sobre “Ficción para un imperio”, de Ramiro Sanchiz”

La busca del nombre: sobre “La revancha y otros cuentos”, de Gustavo Iribarne

Reseña de La revancha y otros cuentos, de Gustavo Iribarne (Montevideo: Yaugurú, 2014) que salió el 17 de diciembre de 2014, con algunas modificaciones, en la diaria.


La revancha y otros cuentos es un libro de cuentos. Quiero decir: no es una colección de cuentos, un mero conjunto. A pesar de la heterogeneidad de temas, de modos narrativos e incluso de longitud, este libro configura una unidad. Son veinte cuentos de dispar longitud, de temas muy alejados: desde algunos que rozan la ciencia ficción, lo fantástico o lo maravilloso a otros de un realismo estricto, aunque casi siempre matizado, problematizado. Hay evocaciones líricas, poco y certero diálogo, descripciones escuetas y contundentes, cuentos casi alegóricos, otros de estructura cinematográfica y con un desarrollo visual muy rico y frases cortas poderosas a nivel de significación. Esta diversidad está atravesada por una voz, por un tono reconocible y preciso que se construye ante el lector. Como el personaje de La plaza sin nombre, Iribarne busca el nombre de las cosas, inquiere, insiste, se pregunta aunque sabe que la búsqueda es la meta.

Sigue leyendo “La busca del nombre: sobre “La revancha y otros cuentos”, de Gustavo Iribarne”

La memoria del mundo: sobre “y el mundo simplemente era”, de Lucio Muniz, y “El telar de la memoria”, de Jorge Arbeleche y Marisa Faggiani Domínguez

Reseña de El telar de la memoria. Conversaciones con el poeta, de Jorge Arbeleche y Marisa Faggiani Domínguez (Montevideo: Antítesis, 2014) y y el mundo simplemente era, de Lucio Muniz  (Yaugurú, Montevideo, 2014) que salió el 5 de diciembre de 2014, con algunas modificaciones, en la diaria. 


Si se piensa, es difícil imaginar dos personas más distintas que Lucio Muniz y Jorge Arbeleche: uno nació en Treinta y Tres, vive en Santa Rosa, está casado, tiene seis hijos, varios nietos, pinta, toca la guitarra, trabajó en imprentas, en la ONDA; el otro es de Montevideo, donde vive en un apartamento céntrico, soltero, sin hijos, es profesor de literatura, ensayista, trabajó en liceos y en el negocio de la alta costura. Sin embargo, ambos son poetas. Ambos están en sus setenta años, ambos editaron recientemente libros de memorias.

Sigue leyendo “La memoria del mundo: sobre “y el mundo simplemente era”, de Lucio Muniz, y “El telar de la memoria”, de Jorge Arbeleche y Marisa Faggiani Domínguez”

Cordón Gaza: sobre “Cordón Soho”, de Natalia Mardero

Reseña de Cordón Soho, de Natalia Mardero (Montevideo: Estuario, 2014) y que, con leves modificaciones, salió en la diaria el 25 de noviembre de este año.


Desde antes del comienzo (desde la portada, desde el título) Cordón Soho refiere a otros libros, a bandas, a lugares y personas. Una vez dentro, las referencias son casi una constante. No hay un ambiente que no se construya en base a una película, a cierta canción. A veces (casi siempre) se impone la necesidad de nombrar la referencia, de develar la cita, de apuntar “miren lo que estoy haciendo”. Este mecanismo funciona en la novela de dos formas: por un lado señala cierto sistema cultural (pop, anglófilo, hip) con el cual se alinea y que ha hecho que haya sido considerada casi como un documento del mundo juvenil montevideano de este (hasta ahora) cortito siglo; por otro, evidencia la pobreza imaginativa de la última obra de Mardero.

Sigue leyendo “Cordón Gaza: sobre “Cordón Soho”, de Natalia Mardero”

El niño trunco: sobre “Fábula de un hombre desconsolado”, de Javier Etchevarren

Reseña del libro de poemas Fábula de un hombre desconsolado, de Javier Etchevarren (Montevideo: Yaugurú, 2014) y que, con algunos cambios, salió en la diaria el 18 de noviembre de este año.


El hombre desconsolado fue un niño. Su historia es la del niño, su historia compuesta de fragmentos, de memoria y olvido. Fábula de un hombre desconsolado, último libro de poemas de Javier Etchevarren, tiene la forma de un álbum familiar. Las fotografías son poemas y son recuerdos, momentos detenidos, poses, gestos. El hombre-poeta se forma de la ausencia, de la nada; el hambre y la pobreza son su materia. Todo parece irse, nada permanece, ni la biblioteca. Sólo la memoria, cuyo nombre es a veces imaginación.

Sigue leyendo “El niño trunco: sobre “Fábula de un hombre desconsolado”, de Javier Etchevarren”

El viaje imposible: sobre “Relato impar”, de J. Manuel García Rey 

Reseña que escribí para la diaria y que, con leves modificaciones, salió el jueves 6 de noviembre, de la novela Relato impar de J. Manuel García Rey (Montevideo: Estuario, 2014).


La Isla es Montevideo. Pero no. Es y no es, porque la principal característica de Relato impar es quizás la indefinición. El narrador, poeta y profesor de literatura uruguayo J. Manuel García Rey vive en España desde 1981; en nuestro país ha publicado, entre otras obras, la novela Perseguido como Orestes, el libro de poemas La pulpa de los días, el de miscelánea La hoja nunca está en blanco. Su última novela, editada por Estuario, retoma varios de sus temas centrales: el amor, el exilio, el tiempo. Su protagonista, Martín Gambetta, alias El Maestro y un grupo de revolucionarios intentan derrocar el régimen dictatorial que gobierna La Isla. ¿Quiénes son estos valientes? ¿Héroes? ¿Bandidos? Son lo uno, son lo otro. La historia los cambia, los muestra, los pone a prueba y ellos sufren esos cambios, esos despojamientos, esas pruebas, casi sin poder actuar.

Sigue leyendo “El viaje imposible: sobre “Relato impar”, de J. Manuel García Rey “

La otra realidad: sobre “La ficcionalidad en el discurso literario y en el fílmico”, de Roberto Appratto

Reseña que escribí para la diaria y que, con leves modificaciones, salió el 29 de agosto de este año, del libro de Roberto Appratto La ficcionalidad en el discurso literario y en el fílmico (Montevideo: Yaugurú, 2014).


La idea aristotélica de unidad temporal, espacial y de acción para la tragedia tiene sus bases en la verosimilitud. ¿Cómo van a creer los espectadores que en una obra de tres horas puedan pasar varios años? ¿Cómo van a creer que se puede estar un acto en Alejandría y al siguiente en Roma? Sobre estas cuestiones (que le hacían los críticos a Shakespeare), el doctor Johnson es tajante: al ver Antonio y Cleopatra sabemos que no estamos ni en Roma ni en Alejandría, sino en el teatro. Así de poderoso es el pacto que hacemos al ver una obra, al leer una novela, al ver una película. La ficcionalidad del arte es algo que damos por hecho, tanto, que se nos hace difícil conceptualizarla. Tanto, que a veces es necesario que nos avisen: “cualquier parecido con la realidad es mera coincidencia”. Siendo un tema tan principal, tan visible que corre el riesgo de desaparecer, el último libro de Roberto Appratto, escritor y profesor de literatura y cine en secundaria y la universidad, intenta profundizar sobre el concepto.

Sigue leyendo “La otra realidad: sobre “La ficcionalidad en el discurso literario y en el fílmico”, de Roberto Appratto”

El culto de los libros: sobre “Extremo Explicit”, de Riccardo Boglione, y la antología “Poesie che sanno di nafta”

Reseña que escribí para la diaria y que, con leves modificaciones, salió el 28 de julio de este año, sobre los libros Extremo Explicit. 99 poemas de Riccardo Boglione de Riccardo Boglione (Montevideo: Yaugurú, 2014) y la antología traducida de poesía futurista uruguaya que él y Georgina Torello editaron, Poesie che sanno di nafta. Antologia della poesia futurista uruguaiana (1909-1932) (Foggia: Sentieri Meridiani, 2014).


Hace cien años Filippo Tommaso Marinetti, padre de la vanguardia europea, publicó Zang Tumb Tumb, puesta en práctica de lo que en manifiestos anteriores había llamado “palabras en libertad”. A partir de allí comienza la vertiginosa historia que lleva, tal vez, a la literatura conceptual de nuestros días. “Toda literatura es conceptual”, se puede decir, y con razón. Pero esto se trata de un nuevo formalismo, donde la escritura (el proceso de escritura) es tan importante como lo escrito. No se trata de emoción, de expresión de sentimientos: se trata de una poética del intelecto.

Sigue leyendo “El culto de los libros: sobre “Extremo Explicit”, de Riccardo Boglione, y la antología “Poesie che sanno di nafta””