La ciudad de Maldoror: a 150 años de la muerte de Isidore Ducasse

Breve ensayo sobre Lautréamont y el espacio en Los cantos de Maldoror que salió en el especial del suplemento Cultura de la diaria del 6 de noviembre de 2020, dedicado a la obra de Isidore Ducasse.


No fueron pocos los que, encerrados en sus casas durante el tiempo de confinamiento, se dieron a recorridos más o menos azarosos por Google Maps. El mundo desde la street view es siempre peculiar: uno ve las calles conocidas o no, cercanas o distantes, los carteles, el movimiento de personas y de tráfico, pero todo envuelto por un halo extraño. Las caras, como se sabe, están borradas, y a veces los espacios se superponen. En la misma avenida, dependiendo del punto desde donde se esté “parado”, las sombras se proyectan distintas. Desde un ángulo se ve una paloma que desaparece desde otro, un bar tiene gente y de pronto está vacío, una tienda aparece abierta y luego cerrada. En una misma ciudad, en un “mismo” instante, hay gente de remera y shorts y, unas cuadras más allá, otros caminan apretados, de gabardina y bufanda.

Sigue leyendo “La ciudad de Maldoror: a 150 años de la muerte de Isidore Ducasse”

Humano, demasiado humano: sobre “Milenio 3. La naturaleza y el futuro de los saberes humanísticos en la era de la virtualidad”, de Aldo Mazzucchelli (ed.) y “El animal letrado: literatura, verdad, política”, de Alma Bolón (ed.)

Reseña de los libros Humanidades Milenio 3. La naturaleza y el futuro de los saberes humanísticos en la era de la virtualidad editado por Aldo Mazzucchelli (Montevideo: H Editores, 2016) y El animal letrado: literatura, verdad, política editado por Alma Bolón (Montevideo: H Editores, 2016), que salió en la diaria el 19 de enero de 2017.


Vivimos un tiempo determinante con respecto a la escritura. Lo afirma Ewan Clayton cuando sostiene que, como pocas veces en la historia del alfabeto latino (concretamente dos: cuando se pasó de los rollos de papiro a los libros de vitela en la Antigüedad tardía y cuando Gutenberg inventó la imprenta de tipos móviles a fines del siglo XV), “estamos presenciando la introducción de nuevos medios y herramientas”. Como es natural, estos cambios son de aplicación paulatina (tal vez no tan paulatina como antiguamente, pero de todos modos no instantánea) y hoy todavía coexisten varios formatos de masificación y preservación de la escritura, que en sus formas tradicionales se encuentra bajo constante acecho.

Sigue leyendo “Humano, demasiado humano: sobre “Milenio 3. La naturaleza y el futuro de los saberes humanísticos en la era de la virtualidad”, de Aldo Mazzucchelli (ed.) y “El animal letrado: literatura, verdad, política”, de Alma Bolón (ed.)”