Eduard Limónov: la velocidad de la vida

De joven sastre con inclinaciones literarias a empleado doméstico de un millonario neoyorquino, de artista respetado del movimiento underground moscovita a combatiente, junto a los serbios, en las guerras Yugoslavas, de ladronzuelo a revelación literaria en París, de fundador del Partido Nacional Bolchevique y del periódico político punk Limonka a autor de culto, de esposo de la cantante y escritora Natalia Medvedeva a preso en una de las cárceles más seguras de Rusia, la vida de Eduard Veniamínovich Savenko, conocido como Limónov, parecía estar hecha para ser escrita. Sólo faltaba quien lo hiciera.

Fragmento del texto “Eduard Limónov: la velocidad de la vida”, sobre la novela Limónov, de Emmanuel Carrère, que se publicó en el portal de la librería Escaramuza. Se puede acceder al texto completo haciendo clic en la cita.

Una semana de bravura

Hace unas semanas empecé a leer Bravura, de Emmanuel Carrère. Publicada originalmente en 1984, recién el año pasado fue traducida al español y editada por Anagrama. La novela, que se centra en la famosa “noche de los monstruos” y en las figuras de Percy Bysshe Shelley, su futura esposa Mary Wollstonecraft Godwin, Lord Byron y su médico y secretario John William Polidori, me hizo ver algunas que hace tiempo vengo pensando en torno a Oscar Wilde, a Rubén Darío, a Andy Warhol… El dandismo, la superficialidad, los mundos imaginados. Términos que tienen mucho de condena y que obstruyen una lectura inteligente de la bohemia del siglo XIX y posterior, imposibilitando la comprensión total de un fenómeno principal para el arte. Por eso, cuando escribí la reseña de la novela aproveché para traducir algunos fragmentos y reivindicar un costado de los artistas que Carrère transforma en personajes que me parece crucial.

Sigue leyendo “Una semana de bravura”

Una novela gótica: sobre “Bravura”, de Emmanuel Carrère

Reseña de Bravura de Emmanuel Carrère (Barcelona: Anagrama, 2016), que salió en la diaria el 10 de marzo de 2017 y que aproveché para acompañar con traducciones de fragmentos de Percy B. Shelley, Mary Shelley y Lord Byron. La imagen es un grabado de la Villa Diodati, mansión cercana al Lago de Ginebra que fue hogar de Lord Byron entre junio y noviembre de 1816.

1103177c523e86a7a8a134129fabe5c7.jpg

Sigue leyendo “Una novela gótica: sobre “Bravura”, de Emmanuel Carrère”

Las llaves del Reino: sobre “El Reino”, de Emmanuel Carrère

Reseña de El Reino, de Emmanuel Carrère (Barcelona: Anagrama, 2015), que salió en la diaria el 30 de octubre de 2015.


Emmanuel Carrère es uno de los escritores más importantes de la narrativa francesa actual, y probablemente el más versátil. Ha escrito sobre el director de cine alemán Werner Herzog, la historia del asesino Jean-Claude Romand (El adversario) y una biografía novelada del político y escritor ruso Eduard Limónov; ha colaborado en el guion de varias series de televisión y telefilms, y dirigido una adaptación de su novela El bigote. Con El Reino (editado originalmente en 2014) confirma su lugar central en el panorama literario actual, pero además realiza una auténtica hazaña al conjugar ensayo erudito, reporte periodístico, crónica, autobiografía y novela en un libro atrapante, inteligente, profundo e inesperado.

Sigue leyendo “Las llaves del Reino: sobre “El Reino”, de Emmanuel Carrère”

El culpable

Reseña de El bigote, de Emmanuel Carrère (Barcelona: Anagrama, 2014) que salió en la diaria el jueves 22 de enero.


¿Por qué? Ésa es la pregunta que más frecuentemente oímos, que más frecuentemente nos hacemos frente al mundo y sus noticias. ¿Por qué la mataron? ¿Por qué los mataron? Y lo que nos aterra no son las explicaciones (porque se resistió a ser violada, para robarla, porque insultaron a su profeta), sino la ausencia de motivos (porque sí). Lo absurdo de la muerte, del destino, lo inmotivado de su accionar es lo que nos aterra. Nos aferramos estólidamente a tres o cuatro certezas (el desayuno, nuestro peinado, una marca de zapatos) para cerrar los ojos ante lo único cierto: no hay motivos para lo que nos pasa. A esta revelación llegó, en un gueto de Praga, Franz Kafka: existe un orden, pero ese orden jamás nos será revelado. Existe una ley, pero no podemos acceder a ella. No existe el “debido proceso”. No hay una explicación que podamos entender, que de sentido a lo que nos ocurre. Un día despertamos y ya somos otro, otra cosa: un preso, un insecto. Lo que sea. 

Sigue leyendo “El culpable”